Nuevas formas de Turismo

By in
No comments

Si algo en el mundo puede ser variable y diferente, es el turismo. Existen diferentes formas de vivirlo ya que todos los turistas tienen diferencias en cuanto a lo que prefieren vivir, experimentar, visitar y porque no también incluir la economía, todas las personas no cuentan con la misma facilidad para adquirir un viaje. Para empezar, las formas de llegar a cierto lugar siempre van a ser diferentes, ya que unos prefieren ir por tierra y otros preferirán ir por aire, todo depende de gustos y de capacidades. De todas las formas que hay, existe una muy particular llamada el backpacking, una forma muy arriesgada y diferente de hacer las cosas para visitar un lugar determinado.

Es muy curioso que un backpacker o mochilero sea de muy fácil reconocimiento ya que siempre lleva su maleta/mochila a todos los lugares que visita. Un mochilero es un viajero independiente que resuelve todas las cosas por sus mismos medios, el mismo es el encargado de su propia experiencia.

En Chile y en muchos otros países de Latinoamérica es muy común encontrarse por las calles con mochileros, con sus mapas buscando instrucciones. Lo que la mayoría de ellos prefieren, es la naturaleza, por eso es que muchos de ellos se desplazas a lugares como el Desierto de Atacama y la conocida Patagonia. Chile es como ese destino de ensueño para los mochileros ya que sus paisajes son ideales y hermosos.

Asimismo existen muchos otros lugares no tan conocidos ni recorridos, como es el caso de Valle del Elqui, el cual es siempre señalado por generar una experiencia diferente en cuanto a las energías. Los turistas que han pasado por allí, concuerdan en que desde el momento que se observa, se empiezan a sentir una serie de sensaciones que en otros lugares no se perciben de esa forma. Es conocido además porque allí se cultiva pisco. Otro de los famosos comentarios, son sus cuentos e historias sobre Ovnis, se dice que son comunes los avistamientos de estos y que incluso los turistas han alcanzado a verlos.

Chile, así como muchos países de Latinoamérica, está rodeado de hermosos parques y reservas naturales nacionales que tradicionalmente son destinos escogidos por los mochileros. El Salar de Surire, en la región de Arica y Parinacota, es un lugar decorado con hermosos paisajes que protegen su exclusiva fauna y flora.

Es muy fácil decir que un mochilero ha vivido mejores aventuras y ha visto mejores paisajes que cualquier otro turista porque no tiene reparo en estar en cualquier lugar.